lunes, 2 de enero de 2017

Rita o los problemas del sistema educativo danés


Comparar el sistema educativo danés con el español supone realizar un viaje de la luminosidad del día a las más sombrías tinieblas. Si todos los problemas que tiene la enseñanza en Dinamarca son los que nos cuenta esta serie, pueden darse por afortunados los que tienen hijos en aquel país. Y sin embargo, cabría decir aquello de que “en todas partes cuecen habas”. Tales “habas” son las que dan pie a esta serie que fluye con dos líneas argumentales: las peripecias de la protagonista en la escuela de la que es profesora y sus vivencias familiares.

TRES TEMPORADAS PARA UNA SERIE

Netflix colocó en diciembre de 2016 las tres primeras temporadas de esta serie que habían sido filmadas en 2012-2013 y 2015. Quedamos pues a la espera de su spin-off, Hjørdis (2015) realizada en torno a otra de las protagonistas de Rita. El género de “estudiantes y profesores” es habitual en la filmografía norteamericana, pero inédito en la producción danesa. De todas formas, ya hemos visto que los cinematografías nórdicas están desde el 2005 a la ofensiva y se han lanzado, no sólo a la conquista de los mercados internacionales, sino que no dudan en realizar incursiones en los géneros más variados y no solamente en los que hasta ahora habían sido su fuerte, el “género negro”. Con Heartless (2016) vimos una serie neogótica danesa. Ahora no nos puede extrañar esta serie sobre una profesora liberal y desenvuelta, poco convencional y agresiva que mantiene relaciones de proximidad con sus alumnos.


La serie varía extraordinariamente de la primera a la segunda temporada. De hecho, sus artífices eran noveles en el género y no pudieron evitar cometer algunos errores en la primera temporada (en donde la línea dramática tiene más peso que la comedia). En la segunda temporada se corrigen tales defectos y puede considerarse que la serie llega a unos estándares de calidad que no tienen nada que envidiar a otros productos realizados en los EEUU: Sensación de Vivir (1990-2000), The O.C (2003-2007), Awkward (2011-2016), Salvados por la campana (1989-1993) o, sin duda, la mejor de todas El Imperdible Parker Lewis (1990-1993) (conocida también como Parker Lewis nunca pierde).

En la primera temporada, los distintos episodios nos muestran a una eficiente profesora, pero desastrosa madre divorciada. Se trata de “Rita Madsen”, personaje agresivo, polémico, inestable y francamente borde en muchas de sus manifestaciones. Como los escorpiones, pica a quien se le acerca demasiado y no puede evita cometer errores en la educación de sus hijos así como en su vida personal. El personaje no logra empatizar con el espectador. Entretiene pero dista mucho de ser un personaje simpático y atractivo. Es en la segunda temporada cuando estos elementos quedan corregidos y se crea un nexo de proximidad entre protagonista y espectador. La serie fluye entonces con mucha más naturalidad e interés.

EL SISTEMA EDUCATIVO DANÉS

Sabemos cuáles son los males que afectan al sistema educativo español convertido en un contenedor de alumnos mientras sus padres están en sus trabajos pero que ha fracasado a la hora de transmitir conocimientos, estimular vocaciones, educar, formar e informar. En las antípodas se encuentra el sistema de enseñanza finlandés, el más eficiente de Europa y el que cuenta con menor índice fracaso escolar y logra formar a alumnos preparados para estudios superiores y para la vida. El danés se encuentra –y no sólo por proximidad geográfica- más próximo al finlandés que al español. Y, sin embargo, no está exento de problemas.

De estos problemas nos habla esta serie: aparecen frecuentemente profesores con una concepción funcionarial de su tarea y que se atienen estrictamente a lo que les exige su contrato; luego están los desmotivados, los cansados de tratar cada día con adolescentes imprevisibles, los chapados a la antigua, los que se amputan a cualquier innovación, los tolerantes y los intolerantes y finalmente los que experimentan miedo escénico cada vez que se sitúan ante los alumnos. En cuanto a estos, todos, prácticamente sin excepción, sufren los problemas de la adolescencia y los cambios hormonales de la edad, incluidos los hijos de la protagonista que parecen más maduros en algunos aspectos que su propia madre.


La escuela danesa, moderadamente multicultural (el alumno magrebí solamente destaca en fútbol, hay alumnos de otros orígenes, pero no hasta el extremo de que sean mayoría como ocurre en algunas zonas de Barcelona, Berlín o París), existen problemas de embarazos prematuros y de uso de drogas, pero también de familias desechas por los divorcios. Luego aparece también el caso de las relaciones gays (entre ellas la de un hijo de la protagonista) o de padres intratables, de enfermedades psicológicas (Asperger) entre alumnos, etc. Algunos profesores tienden a aplicar criterios ultraprogresistas, incluso en los partidos de fútbol, otros son adictos a las nuevas modas (coutching motivacional), profesores ligones y profesores resentidos con los alumnos, alumnas que se avergüenzan de su propio cuerpo… son algunos de los temas que aparecen en esta serie, todo ello unido por supuesto, a la desconexión generacional.

LOS ROLES PROTAGONISTAS

El protagonismo de la serie corresponde a Mille Dinesen (“Rita Madsen”) a la que ya conocíamos por su participación en la famosa serie Borgen en donde participó en seis episodios como “líder del partido ecologista”. Con algo más de cuarenta años, tiene los rasgos físicos que describen a una escorpioniana agresiva, ideal, por tanto, para encarnar el papel. En la primera temporada proliferan los rasgos autodestructivos de la protagonista que, sin embargo, tienden a atenuarse en la segunda, manteniéndose, eso sí, su testarudez y mordacidad. 

A lo largo de la serie, “Rita” toma como pupila a otra profesora más joven e insegura, “Hjørdis”, a la que aleccionará en su trabajo y en las relaciones de los padres con los alumnos (papel asumido por Lise Baastrup, cuyo recorrido previo se reduce a una intervención esporádica en unas pocas series danesas. Mucho más conocido es Carsten Bjørnlund en su papel de “Rasmus”, que ya es un rostro conocido en nuestro país gracia a sus intervenciones en Fordrydelsen y The Legacy.


La profesora veterana (“Rita”), la novata (“Hjørdis”), el director de la escuela y moderado (“Rasmus”), componen el “frente escolar”, la autoridad académica y los problemas que constantemente van apareciendo en la escuela. Es una de las líneas argumentales. La otra es lo que constituye el “frente familiar” de la protagonista: en la primera temporada mantiene una independencia sentimental que cesa en el arranque de la segunda (mejor no desvelar con quién). Este “segundo frente” está compuesto por “Jeppe” y “Ricco”, hijos mayor y menor de “Rita”, el primero gay y el segundo que tendrá un hijo no esperado, el ex marido de “Rita” (Peter Gantzler), su hermana (Laura Bach) y su madre (Lisbet Lundquist). La actuación es acertada especialmente la del trío protagonista. 

VALORACIÓN Y RECOMENDACIONES

Los críticos acogieron bien la serie que se ha visto en muchos países que fue emitida por la TV 2 de Dinamarca y fue recuperada por Netflix. En EEUU se negoció una adaptación que no ha llegado a concretarse y en Holanda se adaptó con el nombre de Tessa (2015) que solamente tendrá una temporada. Si bien la fotografía es normal pero no espectacular, las interpretaciones convincentes y la escenografía correcta y la guionización resulta brillante, uno de los elementos que conviene destacar es la sintonía compuesta por Nanna Øland Fabricius, cantante y compositora danesa residente en Brooklyn y mucho más conocida por su nombre artístico Oh Land.

La serie nos muestra aspectos interesantes de la sociedad y de la educación en Dinamarca. Si Borgen era la serie que nos lo decía casi todo sobre la política danesa, The Legacy sobre las luchas internas de las familias con posibles, Rita nos dirá lo necesario sobre el sistema educativo de aquellas latitudes. No es la habitual serie de “adolescentes” o de “maestros y profesores”: es el testimonio de una sociedad europea que hasta ahora ha mantenido razonable nivel de bienestar. En esta serie, si nos fijamos, podremos captar algunas claves.


Deberían verla y, desde luego, sabrán apreciarla, todos los que en España se dedican al oficio (o al drama) de la enseñanza. Les dirá que no en todas partes las cosas están tan mal como aquí y probablemente les induzca a exteriorizar con la naturalidad y la agresividad de la que hace gala la protagonista, los motivos que impiden reconocer el desastre de la educación en España. Las familias reconocerán en esta serie algunos de los problemas que afectan a sus hijos y que son similares en cualquier país desarrollado. Los amantes del cine nórdico verán gratamente como los daneses penetran en un terreno inexplorado para ellos. Y lo hacen con destreza y rectificando el tiro y aproximando la temática a la audiencia.



Ficha

Título original: Rita.
Título en España: Rita.
Temporadas: 3 (24 episodios)
Duración episodio: 40 minutos.
Año: 2012-hoy.
Temática: Tragicomedia
Subgénero: Enseñanza
Tema: Aventuras y desventuras cotidianas de una profesora de bachillerado de carácter agresivo y difícil que alterna su trabajo como enseñanza competente, divorciada madre de familia y mujer madura.
Actores: Mille Dinesen,CarstenBjørnlund, Ellen Hillingsø, Lise Baastrup, Nikolak Groth, Morten Vang Simonsen, Sara Hjort Ditlevsen, Likky Sand Michelsen, Carsten Norgaard
Lo mejor: la segunda temporada en la que la serie encuentra una temática más amable.
Lo peor: la trama familiar no está bien resuelta.
Puntuación: 7
Introducción serie: https://youtu.be/Jq0hwEXhnJ0
Trailer (en danés):  https://youtu.be/BU4Aow9ueoo
¿Cómo verla?: Se emite en Netflix
Publicar un comentario